Esta fue la conversación del Controlador y el piloto de Chapecoense.

Un audio recoge el relato de la tragedia de un testigo del diálogo, según RCN. Un tripulante de un avión de Avianca que, volaba cerca del avión de Lamia que sufrió un trágico accidente la noche de este lunes cuando transportaba al Chapecoense, narró la conversación entre el piloto y la controladora de pista del aeropuerto de Río Negro.

chapecoense_sem_estrelas-svg_

Así fue la conversación entre piloto y controladora de vuelo antes del accidente.

Sin dar a conocer el nombre de la persona, la cadena RCN dio a conocer la narración del tripulante que describe lo que sucedió, mientras el piloto del avión que se estrelló pedía ayuda para intentar aterrizar.

“¡Solicitamos prioridad para proceder a la pista, solicitamos prioridad para proceder al localizador, tenemos problemas de combustible!”, narró el tripulante sobre la forma como el piloto pidió ayuda.

“En ese momento no se declaró en emergencia y la controladora dijo: “tenemos un problema, un avión está aterrizando de emergencia y no se puede proceder”.

El piloto respondió: “Procedemos, procedemos, tenemos problemas de combustible”.

Controladora: “Avianca 9256 vire izquierda rumbo no sé qué y nos metió y nosotros vimos las luces del avión cuando pasó, empezaron a bajar y el mando se declaró en emergencia por los problemas de combustible. ¡Mayday, mayday!

“La controladora le dijo: “proceda al localizador no sé qué, pista 01. Informe el problema que tiene.

A lo que el piloto respondió: “¡Ahora tenemos falla total eléctrica, tenemos falla total eléctrica, vectores para proceder a la pista!”

Controladora: No lo tengo en contacto radar

“Fue entonces cuando el piloto gritó: “¡Ayuda!, ¡Vectores para proceder a la pista!, con una voz desesperada mientras alguien gritaba: “¡tren abajo!”.

“Mientras nosotros estábamos callados cuando la controladora le dijo: usted se encuentra en el radial 180 con 9 mil pies a 8 millas, que es el vector más o menos.

“Yo estaba sobre la mesa haciendo fuerza y pensando: “¡lleguen, lleguen, lleguen!”; mientras el mando seguía pidiendo: ¡vectores para proceder a la pista, vectores para…!” y ahí se paró la cosa”.

“La controladora intentó contactarlos pero al no tener respuesta se le quebró la voz, nosotros nos pusimos a llorar en el avión”, relató.

Comentarios

Comentarios

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *